miércoles, junio 13, 2007

El peligro de un blog





































El maestro Terry Pratchet dijo que para ser original hay que tener el mejor blog de todos o no tener ninguno.

Después de un tiempo de tormenta de blogs, ha amainado el número de bitácoras activas en mi circulo cercano. La blogosfera está más tranquila por aquí, y yo mismo con el lío que llevo, acudo al blog como quien va al confesionario o al fútbol o al baúl de los recuerdos.

Me he sorprendido últimamente leyendo alguna entrada de hace unos meses o más de un año. De revisar o contrastar lo escrito hace tiempo he pasado a descubrir un diario discontinuo, espécimen de memoria de lo vivido, soñado y sentido desde septiembre del 2005.

Empezó entonces una época diferente en mi vida y comenzó también esta irregular bitácora, como entretenimiento y para aligerar las cuentas de los amigos de los mail que me dio por compartir a golpe de lista de correo. Sorprendente mente el blog y yo superamos los dos meses de relación, e incluso comenzaron a aparecer lectores y otros blogeros, y así durante los últimos veintidós meses.

En este tiempo han cambiado el pintor y su cuadro. La figura de Ashbless, poeta ficticio del siglo XIX ha acabado diluyendose entre tanto Tao Te King y colección de fotografia, y eso solo en estos meses. Siempre sorprende lo que podemos mutar las personas y las ideas.

Las visitas pronto llegarán a 20.000, y teniendo en cuenta lo peculiar de los contenidos expuestos habrá que dar gracias por las visitas al buscador de imágenes de Google y a los autores de Flickr, a decenas de extraordinarios maestros del microrelato, y a tí lector, por tener un gusto tan especial o tanto tiempo libre.

De momento vamos a seguir por aquí, a ver si cumplimos los dos años. ¿Y luego?

Dios dirá.

Buenas noches y un abrazo.


3 comentarios:

Antuannette dijo...

Primo, estoy de nuevo aki.

¨Y me acabo de leer esta reflexión que has hecho. Piensa que yo también tengo en mi cabeza 1 reflexión similar, pero me falta capacidad.

1 propósito:
Voy a retomar tu blog, del cual estoy mucho más desconectado que tú, y quiero poner mi granito de arena en él.

Nene, me piro, que hoy tengo papeo familiar por mi santo y el de mi padre, y se me hace tarde.

Queda el propósito ahí, y entretanto, nos veremos para abonar nuestro campo de maiz y amistad.

Salud, primo!!!

Te se quiere............
BEsos!



P.D. - Y gracias! como siempre

Ashbless dijo...

Primo, esta es tu casa. Visítala lo que gustes, trae algún buen cuadro para las paredes o un vino para comer.

Me alegra que el primer comentario en esta entrada sea tuyo. Respecto a capacidad no te falta ninguna, solo detenerte un poquillo, parar...

Aquí estamos. Un abrazo y felicidades por tu santo!

Para ti, para tu padre y para todos los Antonios que lean esto.

A ver si abonamos ese campo, y nos tomamos un rato para charlas.

Un abrazo

Calle Quimera dijo...

Felicidades por ese cumple, y que le sigan muchos más en que puedas decir que este es tu remanso.